Edición de ajustes básicos en Photoshop

Las imágenes que capturamos con nuestra cámara de fotos o que directamente guardamos en nuestro ordenador, normalmente requieren una edición de los ajustes básicos que Photoshop nos proporciona, como siempre, desde ajustes generales hasta el máximo detalle al que queramos llegar.

Brillo y Contraste

Estas dos opciones de edición de Brillo y Contraste son las más conocidas por los aficionados a la fotografía. Para poder editar una imagen en Photoshop en relación a estos ajustes, debemos abrir la imagen en el programa y acceder en el menú superior a Imagen > Ajustes > Brillo/Contraste.

ajustes_basicos1

Nos aparece una ventana de edición donde podremos configurar de forma separada tanto el brillo como el contraste en valores de 0 a 100. Desplazando a izquierda y derecha cualquiera de los dos valores, obtendremos mayor o menor contraste y brillo. Es recomendable tener activada la opción de previsualizar para poder ver los cambios en nuestra imagen. Mientras no pulsemos en OK, los cambios no se aplicarán realmente a nuestra fotografía.

ajustes_basicos2


Tono y saturación

La tonalidad de la imagen de forma general o para cada uno de los colores presentados en ella, requiere de una edición muy minuciosa por parte del usuario, con el fin de conseguir distintos resultados. La saturación, a su vez, permite aportar una mayor importancia al colorido de la imagen o restársela, si es el resultado que se está buscando.

Para editar estas opciones, accedemos al menú superior a Imagen > Ajustes > Tono/Saturación. También podemos acceder rápidamente a esta configuración con la combinación en el teclado de Ctrl + U.

ajustes_basicos3

En la venta de edición que nos aparece vemos múltiples opciones que nos permiten configurar el tono y la saturación de la imagen que estemos editando.

En primer lugar podemos editar el tono de la imagen de forma global en valores positivos y negativos, desde -180 a +180. El estado original es 0. Variando la aguja de Tono hacia la derecha o izquierda, conseguiremos modificar la tonalidad de la imagen.

ajustes_basicos4

Los otros dos valores presentes en esta venta de edición son la saturación y la luminosidad. Se manejan en niveles de 0 a 100. Con la saturación conseguimos una mayor presencia del color hasta casi brillante o menor, hasta su ausencia. En el caso de la luminosidad, aportamos mayor o menor luz a la imagen, siendo obviamente los valores extremos el negro y el blanco.

Es posible que no queramos editar todas las tonalidades, sino unas específicas. Para ello está el combo desplegable superior, que nos permite escoger entre la edición total de la imagen o los colores básicos (rojo, amarillo, verde, cianes, azules y magentas). Si escogemos una de estas opciones, cuando modifiquemos los valores anteriormente explicados, actuaremos únicamente sobre la opción seleccionada. De esta forma, si escogemos los verdes y realizamos una modificación de tono, cambiará todo elemento verde que aparezca en la imagen o que incluya tonalidad verde, por muy pequeña que sea.

ajustes_basicos5

Podemos guardar nuestra selección (muy útil especialmente para estilos de modificación totales) como “.ahu” y, posteriormente, cargarlos en una próxima imagen que estemos editando.
Recordad seleccionar OK para aplicar los cambios a la imagen. En caso de seleccionar Cancelar, ésta volverá a presentar su estado original.

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *